LAS FUERZAS ARMADAS EN EL COMBATE AL NARCOTRÁFICO

Los riesgos asociados

El aumento del narcotráfico en nuestro país ya es algo conocido. Y que ha llegado a límites alarmantes, también. Tanto por el aumento del consumo dentro del país cuanto porque Chile se ha convertido en un atractivo pasadizo para llevar drogas a otros países. De cara a esta realidad, el Presidente Piñera ha tomado la decisión de ordenar a las FF.AA. que asuman un rol activo en el combate para detenerlo. Lo cual parece muy bien; pero, no se debe olvidar que las FF.AA. disponen de una preparación distinta a la que requiere este otro combate. El narcotráfico es cuestión de labor policial y si la policía que hay es incapaz de enfrentarlo, lo que corresponde es crear, dentro de esa policía, cuerpos especializados para esa misión. Los militares, en cambio, tienen una preparación para el combate contra un enemigo conocido y contra el cual se emplea abiertamente todo el poder de fuego de que ellas disponen. Por eso, el riesgo de emplear a las FF.AA. en labores que no le son propias. Después vienen las quejas por los daños colaterales causados.

Lo experimentamos cuando las FF.AA. debieron emplearse el 11 de septiembre de 1973, como la última reserva a la cual la patria podía echar mano para sobrevivir. Pero, eso no pasó sin que se tuvieran que lamentar después consecuencias de su accionar. Si las FF.AA. se ven obligadas a emplear las armas de que disponen, nadie se extrañe que lo hagan de acuerdo a la preparación que han recibido y que tiene por objeto aniquilar la capacidad de respuesta del adversario, lo cual muchas veces pasa por la eliminación de ese adversario. Esa es la dura realidad de la guerra. Y no se pida que, junto a la preparación estrictamente militar, reciban esta otra para enfrentar el narcotráfico, porque al final no tendrán ni la una ni la otra

Por eso, si ahora se recurre a las FF.AA. no nos quejemos después porque ellas actúen como les corresponde de acuerdo a la naturaleza de sus funciones. Y, por lo mismo, la prudencia aconseja que, su paso por estas labores deba ser excepcional. El tiempo estrictamente necesario para que, entretanto, el gobierno organice las fuerzas especializadas para enfrentar esta amenaza que ya actúa contra nuestra patria.

http://impresa.lasegunda.com/2019/07/10/A/IL3KVFPL

Asociación de Oficiales de la Armada en Retiro - ASOFAR
Esmeralda 1074 - Oficina 401. Valparaíso | Fono:(56-32)2254314